Noticias

Mantenerse “temperado” en Alaska – Reflexionando sobre las oportunidades geotérmicas

Greenhouse in Chena Hot Springs, Alaska (source: flickr/ james keller, creative commons)
carlos Jorquera carlos Jorquera 9 Oct 2018

En un Blog se posteó la impresión de una visita a Alaska, que busca recoger lecciones que pueda aprender Canadá acerca de la utilización de la energía geotérmica de recursos de baja entalpía en el Estado de Alaska.

En una publicación del blog, Theron Finley, un estudiante de maestría en Geología y Geofísica en la Universidad de Alberta, describe una visita reciente a Alaska.

Comparando Canadá y Alaska en el contexto de su interés por la energía geotérmica, ofrece una gran visión general de por qué Alaska ha tenido (más) éxito en el desarrollo de recursos geotérmicos que Canadá.

Como parte de su descripción de las aguas termales geotérmicas visitadas en el estado de Alaska, describe una visita a las aguas termales de Chena, así como a Manley y Pilgrim Hot Springs.

En particular, la descripción de Chena Hot Springs proporciona una gran visión general sobre el negocio visionario construido alrededor de las aguas termales.

Chena Hot Springs no solo tiene la única instalación de operación de energía geotérmica en el estado, sino que también utiliza agua “residual” de la planta para instalaciones turísticas conectadas, operaciones de invernadero y, etiquetada por FORBES, “la idea de negocio más estúpida del año (2004)“. El Aurora Ice Hotel de seis habitaciones, que ahora es un museo de esculturas de hielo durante todo el año.

A continuación, describe una visita a Manley Hot Springs, que supuestamente es el sitio de la primera instalación orgánica de Rankine Engine Cycle configurada para la aplicación de energía geotérmica.

Una reseña bastante interesante de una visita y una vista sobre la utilización de los recursos geotérmicos de baja temperatura en Alaska.

Algunos antecedentes adicionales sobre el desarrollo geotérmico de Alaska a partir de 2007 se pueden encontrar en pdf en el siguiente link.

Fuente: Finley, Theron, Staying warm in Alaska (blog post) / ThinkGeoEnergy