Noticias

La calefacción geotérmica en una granja de Idaho ha cambiado la forma en que se cultivan los alimentos

Greenhouse tomatoes (source: flickr/ lwpkommunikacio, creative commons)
carlos Jorquera carlos Jorquera 26 Mar 2019

La utilización de la energía geotérmica,permite a los Jardines de Onsen, en Buhl, Idaho, suministrar de verdura fresca a las comunidades cercanas, inclusive durante el invierno.

En Buhl, Idaho, James Reed ha aprovechado con éxito la calefacción geotérmica para producir verduras frescas durante todo el año. Onsen Gardens, un jardín 100% orgánico, ha ayudado a Reed a ejecutar un programa de Agricultura de Apoyo Comunitario (CSA) que proporciona verduras frescas dos veces al mes a las comunidades cercanas.

“Estar cerca de la geotermia ha sido un cambio de juego”, dijo Reed. Cuando él y su esposa se mudaron de Wood River Valley a Buhl, comenzaron a buscar una fuente de calor geotérmica para establecer su granja. Un terreno de 5 1/2 acres a lo largo de la región de los 1000 manantiales del río Snake, o lo que se llama la “Milla Milagrosa”, demostró ser el lugar perfecto para lo que se convertiría en los Jardines Onsen.

A través de la calefacción provista por un pozo geotérmico artesiano, el Onsen Gardens es la única granja en Idaho que puede proporcionar verduras frescas durante los meses de invierno. Reed es un firme partidario de la agricultura orgánica y la agricultura de base biológica, que cree que produce alimentos de gran sabor, vibrantes y nutritivos.

Fuente: Idaho News / ThinkGeoEnergy